Cómo se dibuja un coche. Poesía de Gloria Fuertes para niños

Una poesía que estimula la imaginación de los niños

‘Cómo se dibuja un coche’ es un poema divertido, corto y perfecto para acercar la poesía a los más pequeños e incentivar de paso su imaginación. Se trata de una poesía de Gloria Fuertes para niños a los que les guste dibujar o simplemente… ¡imaginar!

Las poesías de Gloria Fuertes parecen simples, pero en realidad son un recurso fantástico para incentivar a los niños en la lectura, mejorar su atención y su comprensión lectora y ampliar su vocabulario. Prueba con este simpático poema: ‘Cómo se dibuja un coche’.

Cómo se dibuja un coche, una poesía de Gloria Fuertes para incentivar la imaginación de los niños

Cómo se dibuja un coche. Poesía de Gloria Fuertes

Es difícil comprar coche,
¡qué derroche!
Es fácil, para dibujar un coche
no hay que usar mucho talento
y te pondrás muy contento
si dibujas un buen coche.

En un momento.
cuatro ruedas, sí señor,
y cara cuadriculada con nariz
—la nariz es el motor,
el motor es la cabeza—,
¡qué destreza!

Luego un faro y otro faro
—son los ojos—,
¡qué descaro!
es importante
el volante;
a este lado las dos puertas…

Las ventanillas abiertas
ya puedes estar contento.
¡Qué fácil es tener coche
en un momento!
(Gloria Fuertes)

Reflexiones sobre el poema ‘Cómo se dibuja un coche’ para los niños

Se puede dibujar de muchas maneras diferentes, de tantas maneras como niños existan. Los dibujos son muy particulares, y no deben estar ‘encorsetados’.

En el poema ‘Cómo se dibuja un coche’, Gloria Fuertes nos sugiere dibujar un coche a base de imaginación. Ella imagina que el coche es como una cara, con nariz, ojos, boca. Humaniza de esta forma los objetos. Para ella, cualquier objeto cobra vida con la imaginación. Para los niños, también.

Puedes utilizar esta poesía corta y divertida para dibujar con tu hijo el coche tal y como se lo imagina. ¿De qué color sería? ¿Y los ojos? ¿Y la nariz del coche, cómo la dibujaría? Deja que deje volar su imaginación y haga el coche que más le guste, con los colores que quiera. ¡Te sorprenderá el pequeño ‘Picasso’ que tienes en casa.

También puedes usar esta poesía para mejorar la memoria de tu hijo. ¿Qué tal si se la aprende de memoria y luego la recita? Es un ejercicio fabuloso para la retención de ideas y palabras y para ensayar la entonación y el ritmo de las frases.
Y por último, utiliza este poema de Gloria Fuertes para mejorar la atención de tu hijo y por a prueba su comprensión lectora. Para ello, puedes hacerle estas preguntas al finalizar la lectura. De esta forma sabrás si estuvo atento y fue capaz de retener algunos detalles de la poesía:

  1. ¿Qué es lo que te enseñan a dibujar en este poema de Gloria Fuertes?
  2. ¿Qué es lo primero que dibuja del coche?
  3. ¿Dónde dibuja el motor, en qué parte del cuerpo?
  4. ¿Las ventanillas las dibuja abiertas o cerradas?

Puede que también te interese...

Deja un comentario