Mi amigo Patas Flacas. Cuento corto para niños

‘Mi amigo Patas Flacas’ es un cuento corto sobre las diferencias, ideal para leer con los más pequeños. Cuenta la descripción que un niño hace de su mejor amigo. A él no parece importarle que sea distinto al resto. Es más: a él es precisamente lo que más le gusta de su amigo. Descubre por qué.

Un cuento infantil sobre las diferencias realmente precioso: Mi amigo Patas Flacas

Cuento infantil sobre las diferencias

Patas Flacas no es ningún extraterrestre. Es sólo mi amigo. Lo que pasa es que tiene las piernas muyyy largas. Y la cabeza pequeña. Y a veces asusta un poco porque es muy alto. Pero muy muy alto. A veces parece que roza el cielo (aunque él me asegura que no, que no tiene ni idea de cómo son las nubes, ni puede cazar una estrella, por más que se lo he pedido).

Los demás compañeros se alejan porque le tienen miedo. Y a menudo juega solo. Pero a mi me gusta Patas Flacas. Es muy divertido. Con él siempre puedes hacer cosas fantásticas que por ti sólo no podrías hacer. Por ejemplo:

– Mirar por encima de los muros.

– Subir en un par de saltos a lo alto del tobogán.

– Encaramarte a las ramas del árbol.

– Cruzar de un saltito un charco gigante.

Patas Flacas me hace reír. Y aunque los demás le señalen, es el mejor amigo del mundo. Tanto, que siempre me elige cuando hay que hacer parejas en clase de gimnasia. Eso significa victoria segura, porque Patas Flacas es el mejor encestando en baloncesto, el primero en llegar a la meta en las carreras y el que más fuerte lanza el balón cuando hay que chutarle.

El único problema de Patas Flacas que tiene es que no puede jugar al escondite. ¡Le encuentran enseguida! Menos mal que luego voy corriendo y le salvo. Para eso están los amigos, ¿no?

Los demás poco a poco se están dando cuenta de que Patas Flacas no da tanto miedo como pensaban y se van acercando. Y es que Patas Flacas tiene las piernas muy largas, pero los demás tienen los ojos pequeñitos. Y eso les impide ver bien. Menos mal que han sacado las gafas transparentes y ahora por fin no se apartan de mi amigo. Porque son unas gafas que lo ven todo.  Los recreos ahora son mucho más divertidos.

( ‘Mi amigo Patas Flacas’ © Fanny Tales 2013)

Valores que puedes trabajar con el cuento de Patas Flacas

El cuento corto de Patas Flacas está dirigido a niños pequeños, y con él puedes acercar a tu hijo el valor de la tolerancia y el por qué las diferencias no deben asustarnos. Estos son los valores que transmite este cuento:

El valor de la tolerancia y respeto por las diferencias.

– Por qué las diferencias pueden llegar a ser una virtud.

– La relación que existe con los amigos.

Reflexiones sobre el cuento Patas Flacas para los niños

Con este cuento, puedes hablar con tu hijo sobre la amistad y sobre las diferencias que ve en otros niños. Aprovecha para inculcar en él el valor del respeto y la tolerancia:

Por qué no debemos asustarnos de las diferencias de otros. A veces lo diferente nos asusta, nos da miedo, hasta que nos damos cuenta de que no es malo, sino solamente, distinto. En cuanto tu hijo comience a darse cuenta de esto, perderá el miedo hacia lo diferente y aprenderá a convivir con todo el mundo sin problemas. Aunque, debemos reconocer que muchas veces somos los mayores los que vemos diferencias donde los niños no las ven.

Las diferencias pueden ser virtudes. Ya ves cómo el protagonista de esta historia, describe las diferencias que caracterizan a su amigo como si éstas fueran una gran virtud. En lugar de centrarse en lo que su amigo no puede hacer, explica todo lo que Patas Flacas le aporta por ser como es. Y es que, al fin y al cabo, las diferencias son distinciones personales que siempre conllevan un lado positivo.

El valor del respeto y la tolerancia para convivir en paz. La máxima necesaria para garantizar la paz entre todos es el respeto a las diferencias y la tolerancia, no solo en el aspecto físico, sino también como un respeto hacia los que piensan de forma diferente, ya que nadie tiene la verdad absoluta, sino su propia verdad. Un valor que podemos enseñar a nuestros hijos desde pequeños.

La amistad destruye barreras. Otro de los grandes mensajes que extraemos de este cuento corto es que los amigos nos ayudan a fortalecer valores esenciales. Entre ellos, este, el del respeto hacia las diferencias. La amistad es realmente enriquecedora.

Preguntas de comprensión lectora para tu hijo

Recuerda que también puedes usar este cuento corto para mejorar la atención y comprensión lectora de tu hijo. Utiliza para ello si quieres estas preguntas al finalizar la lectura del cuento, para saber si tu hijo entendió el mensaje de la historia:

1. ¿Podrías describir a Patas Flacas?

2. ¿Los demás niños eran amigos de Patas Flacas o preferían apartarse?

3. ¿Qué cosas hacía muy bien patas Flacas gracias a su altura?

4. ¿Y qué otras cosas no podía hacer?

5. ¿Consiguió el amigo de Patas Flacas que todos los demás niños jugaran con él?

Tal vez también te interese...

2 comentarios en “Mi amigo Patas Flacas. Cuento corto para niños”

Deja un comentario