Por qué los osos polares tiene la cola corta. Leyenda escandinava para niños

Una leyenda con valores y una curiosidad de los osos polares

No te pierdas esta preciosa leyenda escandinava: ‘Por qué los osos polares tienen la cola corta’, una original historia que también nos habla de las terribles consecuencias derivadas de la avaricia.

La increíble razón de Por qué los osos polares tienen la cola corta, una leyenda para niños

Por qué los osos polares tienen la cola corta, una leyenda escandinava
Leyenda escandinava: Por qué los osos polares tienen la cola corta

Cuenta una antigua leyenda escandinava que hace mucho, pero que mucho tiempo, los osos polares tenían la cola larga, como la de los lobos. 

Pero un día de frío invierno, uno de estos osos que estaba muerto de hambre, se encontró con un zorro que llevaba una cesta repleta de peces. El oso comenzó a relamerse en cuanto vio tanto manjar junto.

– Eh, zorro- le dijo el oso polar al ver lo que llevaba en la cesta- ¿Cómo conseguiste tantos peces? ¡Me muero de hambre! ¡Me encantaría cazar alguno.

– Pues muy fácil, oso- contestó el zorro– los he pescado en el lago.

– ¿El lago? ¡Pero si está helado!

– Pero… ¿no lo sabes? – preguntó incrédulo el zorro- La superficie del lago está helada, pero debajo hay mucho agua y el lago está repleto de peces.

– ¡Vaya! ¿Y cómo los puedo pescar?

– Muy fácil. Tú abres en la superficie del hielo un agujero con tus afiladas garras, y después metes la cola en el agua, que está muy fría, sí, pero tienes que hacer esfuerzos por aguantar, porque de esta forma los peces se acercarán a curiosear y te ‘mordisquearán’ la cola. Cuando lleves un rato y sientas que ya hay muchos peces mordiendo la cola, te levantas con rapidez y así podrás recoger una buena cantidad de peces.

– ¡Pues no parece muy difícil!- exclamó entusiasmado el oso.

– Bueno, debes tener cuidado… no dejes la cola dentro del agua más de cinco minutos, porque las consecuencias podrían ser terribles.

– Qué bien, muchas gracias, zorro, estoy deseando pescar esos apetitosos peces- dijo el oso, olvidando la advertencia del zorro. 

Qué le pasó al oso al probar lo que el zorro le dijo

El oso polar caminó sobre el suelo de hielo del lago, se paró e hizo con sus garras un pequeño agujero. Entonces, se sentó y su cola quedó sumergida en el agua. En seguida comenzó a notar pequeños mordiscos.

– ¡Ya están picando!- gritó eufórico el oso.

La verdad es que sentía mucho frío, pero estaba taaan hambriento, que decidió aguantar un poco más. Y más y más. De hecho, estuvo hasta diez minutos con la cola sumergida en el agua. Hasta que ya no pudo más:

– ¡Uf! ¡Ya no soporto más este frío! Y habrán picado muchos peces, así que … ¡a levantarse!

El oso dio un tirón muy fuerte al levantarse, pero de pronto ocurrió algo terrible: había pasado tanto tiempo con la cola sumergida en el agua helada, que la cola se había congelado y al levantarse de golpe, se partió como una estalactita. El pobre oso polar perdió su cola y encima se quedó sin peces. Y todo, por avaricioso… Lo más curioso es que desde entonces, todos los osos polares, descendientes de este primer oso polar, nacieron ya con la cola corta. 

Qué temas puedes trabajar con la leyenda Por qué los osos polares tienen la cola corta

Utiliza esta fantástica historia escandinava para trabajar estos temas:

– La avaricia.

La prudencia.

Reflexiones sobre esta leyenda escandinava para niños y mayores

‘La avaricia rompe el saco’. Con este fantástico refrán español podríamos resumir muy bien el mensaje de esta leyenda escandinava:

Cuidado con la avaricia: cuando nos dejamos cegar por la avaricia, terminamos olvidando los riesgos que conllevan esa ‘obsesión’ por conseguir más y más. Al final, la falta de prudencia nos puede pasar factura. En este caso, el oso polar perdió su cola por olvidar el sabio consejo del zorro.

Más vale poco pero seguro y sin riesgos: la prudencia es siempre una buena consejera. Nos ayuda a ganar sin traspasar el límite del riesgo. Quien persigue más de lo que necesita, al final puede terminar perdiéndolo todo, tal y como le sucedió al protagonista de esta leyenda, que no solo perdió su cola sino que además se quedó sin sus peces. Nunca lo olvides: las imprudencias, se pagan.

Otras interesantes leyendas sobre animales

La Naturaleza está repleta de increíbles leyendas que te sorprenderán. ¿Conoces todas estas relacionadas con animales?

La leyenda del colibrí: cuando los dioses terminaros de crear al hombre y a todos los animales, se dieron cuenta de que faltaba algo, o más bien, alguien, un animal delicado capaz de llevar los pensamientos del hombre de un lado a otro. Descubre esta preciosa leyenda maya.

Los loros: resulta que según una leyenda brasileña, los loros al comienzo de todos los tiempos, tenían la capacidad de hablar como los humanos, pero su soberbia hizo que perdieran este don. ¡No te pierdas esta interesante historia!

La conquista del fuego: una de las leyendas más hermosas que existen sobre el descubrimiento del fuego es esta, cuyo protagonista es un animal. ¿Adivinas cuál? No dejes de leer esta increíble leyenda.

Deja un comentario